Aragón tendrá en dos o tres meses una norma para gestionar el uso del purín como abono
Votación: Voto1 Voto2 Voto3 Voto4 Voto5  |  Resultados: voto_okvoto_okvoto_okvoto_okvoto_ok00

En: heraldo.es, Digital - 23/03/2018
Después de "cuatro o cinco" años trabajando para conseguir el consenso necesario entre la Administración y los agentes del sector porcino, Aragón tiene ya sobre la mesa "el eslabón que le falta a la competitividad de esta actividad ganadera". Se trata de un decreto para regular el uso de los purines como fertilizantes, de modo que la gestión de este incómodo y contaminante residuo ganadero "dejaría de convertirse en un problema para convertirse en una solución, siendo un recurso en sí mismo". Un decreto, que se encuentra actualmente en fase de alegaciones, y que podría estar listo para su publicación en dos o tres meses".
Lo avanzó este jueves el director general de Alimentación y Fomento Agroalimentario, Enrique Novales, en la jornada técnica 'Gestión sostenible de purines', organizada por Mundo Ganadero y que se celebró en el Patio de la Infanta de Ibercaja en Zaragoza.
Novales explicó que la normativa aragonesa, que permitirá que sea el titular de la explotación el que gestione el purín, hace especial hincapié en los centros gestores de este residuo, tomando como ejemplo el trabajo realizado hasta ahora por los dos existentes ya en la Comunidad, unos en Tauste y otro en Ejea de los Caballeros. "La norma, que pretende que todas las explotaciones de porcino aragonesas, establecerá la regulación y el control de estos centros de gestión", detalló el director general, que explicó las posibles sanciones que se aplicarán en función de la gravedad de los incumplimientos.
Expectación y preocupación
A tenor de las largas filas que se formaron para asistir a la jornada, el encuentro evidencio la expectación, el interés y la inquietud que ha despertado en el sector el Real Decreto aprobado por el Ministerio de Agricultura, por el que, para cumplir con las exigencias europeas, se prohibe la aplicación del purín en las explotaciones agrarias mediante el sistema de plato o abanico.
A él se refirió también el director general de Alimentación, que recordó que el Gobierno de Aragón ha publicado una orden por la que s reconoce la "excepción" a esta normativa en la Comunidad durante las campañas 2018/2019 y 2019/2020.
Momentos antes de la intervención de Novales, fue el director general de Producciones y Mercados Agrarios del Ministerio de Agricultura, Fernando Miranda, el que justificó la necesidad del decreto en vigor desde el pasado mes de enero. Miranda que realizó una detallada radiografía del sector, aseguró que el espectacular crecimiento que ha mantenido el porcino desde la década de los 80 todavía tiene recorrido. Pero advirtió que este avance se frenará "si no hacemos bien las cosas", y como exige Europa gestionamos los purines para reducir los gases contaminantes (amoniaco) y los de efecto invernadero (CO2).
El representante ministerial destacó que la tecnología para conseguir "este reto" está ya inventada, reconoció que "habrá que hacer inversiones" y recomendó a los más de 250 asistentes al encuentro que "hay empaparse de todo ello" porque el Real Decreto sobre aplicación de purines es "la melodía" con la que van a sonar las obligaciones futuras.
El consejero de Desarrollo Rural, Joaquín Olona, cerró está jornada en la que participaron además representantes de las administraciones de Cataluña y Murcia, de Cooperativas Agroalimentarias, de la asociación de productores de porcino, de Grupo Jorge, y de Tarradellas y de empresas que han desarrollado soluciones innovadoras aplicadas a la gestión de este subproducto ganadero.
Compartir: