Comienza con adelanto la siembra de maíz en la provincia de León
Votación: Voto1 Voto2 Voto3 Voto4 Voto5  |  Resultados: voto_okvoto_okvoto_okvoto_okvoto_ok00

En: abc.es, Digital - 06/04/2017
Los agricultores leoneses están realizando las primeras siembras de maíz de la campaña 17/18 que se alargarán durante todo este mes y parte de mayo, que se adelantan respecto a una campaña normal puesto que la falta de precipitaciones durante el año ha hecho que el terreno esté ya preparado para realizar dicha labor.
Según informa la Lonja de León, el aspecto negativo es el estado de los pantanos puesto que el maíz es un cereal de regadío exigente en agua y a fecha de hoy no está asegurada la campaña de riego.
Respecto a la siembra se espera un incremento de superficie puesto que el año pasado el exceso de lluvias impidió la entrada en numerosas fincas que fueron destinadas a barbecho y otro buen número se decidió cambiar por otro cultivo especialmente girasol.
La previsión es que se superarán ligeramente las 60.000 hectáreas si mejora el estado de los embalses, lo que representa un incremento de una 3.000 ha respecto a la pasada campaña.
El cultivo maíz está en retroceso en toda España desde que en la campaña 2013 se alcanzase el pico máximo de superficie sembrada después de aumentar varios años, con 440.000 hectáreas.
En la pasada campaña sólo se habían sembrado en todo el país 361.000, lo que supone una disminución del 18%.
Las mayores caídas se dan en Andalucía ya que en la campaña 2013 había sembradas 43.000 hectáreas y en la presente esta cifra sólo llegó a 29.000, es decir, una bajada de más del 32%, y en Extremadura en la campaña 2014 había sembradas 62.000 hectáreas frente a las 49.000 de la actual, un 20% menos.
En cuanto a Castilla y León la pasada campaña tuvo la superficie más baja de siembra del último lustro, alcanzando las 111.247 hectáreas con un descenso respecto de la pasada campaña de casi un 15 por ciento.
En la provincia de León, principal productora de maíz de España, la tendencia ha sido similar y en los picos más altos de siembra se llegó a alcanzar las 70.000 hectáreas y en la pasada campaña apenas se sobrepasan las 57.000, lo que representa un descenso de casi el 20%.
Compartir: