Dos agricultores envenenan a más de 16 millones de abejas en Montesa
Votación: Voto1 Voto2 Voto3 Voto4 Voto5  |  Resultados: voto_okvoto_okvoto_okvoto_okvoto_ok00

En: levante-emv.com, Digital - 22/08/2017
La Guardia Civil ha detenido a uno de ellos y el otro está investigado por usar un insecticida prohibido
i. c. | valència
22.08.2017 | 04:15
Agentes junto a las colmenas afectadas por el insecticida.
guardia civil
Fotos de la noticia
Llevaban años envenenando de manera de manera sistemática los asentamientos de colmenas próximos a sus campos de naranjos, para acabar con la polinización cruzada, hasta que finalmente la Guardia Civil ha podido probar sus acciones contra los apicultores de la zona, a quienes habrían causado importantes daños económicos. Según fuentes de la Benemérita, estos dos agricultores, uno de ellos detenido y el otro investigado, usaban un insecticida específico para el control de plagas compuesto por Chlorpyryfos, con el que envenenaron a más de 16 millones de abejas.
Las investigaciones han sido llevadas a cabo por agentes del equipo ROCA de la Guardia Civil de Xàtiva. Fruto de las mismas se ha detenido a una persona e investigado a otra, ambos vecinos de Montes, por su supuesta implicación en seis delitos de daños y un delito contra los recursos naturales y el medio ambiente por el envenenamiento de colmenas.
Se trata de dos hombres de nacionalidad española, de 39 y 87 años de edad, quienes han sido detenidos en el marco del Plan contra las sustracciones en explotaciones agrícolas, avícolas y ganaderas, según fuentes de la Benemérita.
Los detenidos llevaban varios años envenenando de manera sistemática, según indicaron estas mismas fuentes, los asentamientos de colmenas cercanos a su explotación agrícola de cítricos para evitar que las abejas realicen una polinización cruzada y para ello, usaban un insecticida prohibido.
Antes de empezar el envenenamiento de los insectos mantuvieron fuertes discusiones con los apicultores que pretendían colocar sus colmenas en los asentamientos cercanos a sus explotaciones durante la época de la flor de azahar, en los meses de abril y mayo.
Así, según parece, el detenido y el investigado utilizaron dichos los insecticidas como venganza contra los apicultores y han llegado a envenenar a más de 16 millones de abejas, según la estimación de los afectados.
Las diligencias instruidas ya han sido entregadas a los juzgados de Xátiva. Los acusados deberán ser citados por el juez.
Compartir: