Las alergias alimentarias afectan al 8% de los niños menores de 3 años, según un experto
Votación: Voto1 Voto2 Voto3 Voto4 Voto5  |  Resultados: voto_okvoto_okvoto_okvoto_okvoto_ok00

En: eleconomista.es, Digital - 30/08/2017
Las alergias alimentarias afectan del 1 al 3 por ciento de la población general en España y, en el caso de los niños, esta cifra asciende al 8 por ciento, donde principalmente son los menores de 3 años los más afectados, según el alergólogo de HM IMI Toledo y presidente del Comité de Aerobiología de la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEAIC), Ángel Moral.
MADRID, 29 (EUROPA PRESS)
"La alergia a los alimentos es el resultado de un fallo en la tolerancia inmunológica y resulta de la interacción de múltiples factores como la edad, la carga genética del individuo, el estado de la barrera mucosa intestinal (alteraciones en la permeabilidad) y el tipo, cantidad y forma de presentación del alimento (o alérgeno alimentario)", ha explicado.
En este sentido, los alimentos que con mayor frecuencia inducen a reacciones alérgicas en los niños son la leche de vaca y el huevo, debido al importante consumo en este grupo de edad, alimentos a los que, en la mayoría de los casos, desarrollarán tolerancia durante la infancia. En cuanto a la población general son la leche, el huevo, el cacahuete, los frutos secos, las frutas, el pescado, el marisco, la soja, el trigo y las legumbres los que causan mayores alergias.
En el caso de consumir un alimento y ser alérgico, las reacciones aparecerán, habitualmente, en las dos horas siguientes a la ingesta, generalmente en los primeros 30-60 minutos, pudiendo implicar a uno o varios órganos, incluidos el tracto digestivo, el respiratorio y el sistema cardiovascular. "La gravedad depende de la respuesta inmunológica del paciente, de la reactividad del órgano afectado y de las características físico-químicas del alérgeno (principalmente su resistencia o no a la digestión). El ejercicio físico, la toma de antiinflamatorios no esteroideos o de alcohol pueden favorecer la presentación de reacciones graves", ha destacado el doctor Moral.
Si la alergia fuera más grave se produciría lo que se conoce como anafilaxia, una reacción que aparece en minutos tras la ingestión del alimento, incluso trazas de este, progresa muy rápidamente, y afecta a entre 3 y 30 casos por cada 100.000 habitantes al año, siendo la mitad de ellos alimentos.
TRATAMIENTOS ESPECÍFICOS
En las últimas décadas han comenzado a desarrollarse tratamientos específicos que intentan modificar la respuesta del sistema inmunitario para inducir una tolerancia oral a los alimentos en aquellos pacientes que presentan alergias persistentes.
"Se conocen con el nombre de desensibilizaciones orales o inmunoterapia oral y existe ya una experiencia prometedora con leche, huevo y cacahuete. Además, estas nuevas aproximaciones en el tratamiento de la alergia a los alimentos harán que en los próximos años se disponga de diferentes alternativas terapéuticas con un adecuado beneficio-riesgo que permitan cambiar el curso de este tipo de alergia, idealmente curarla y, en todo caso, mejorar la calidad de vida de los afectados", ha concluido el doctor Moral.
Compartir: