Las ayudas regionales al campo se amplían a ganaderos por la sequía
Votación: Voto1 Voto2 Voto3 Voto4 Voto5  |  Resultados: voto_okvoto_okvoto_okvoto_okvoto_ok00

En: elperiodicoextremadura.com, Digital - 10/10/2017
Exige una inversión mínima de 3.000 euros si es para abastecerse de agua. La Junta dice que se ve obligada a ello ante la «inacción» del Gobierno central
Un ganadero con su ovejas y cabras en un terreno sin pastos a los que alimentar al ganado. - EL PERIÓDICO
El Consejo de Gobierno de la Junta aprobó ayer la modificación del decreto 138/2017, por el que se establecen las bases reguladoras y normas de aplicación del régimen de ayudas a la mejora y modernización de las explotaciones agrarias, mediante planes de mejora, en Extremadura.
De esta forma se pretende que las explotaciones ganaderas puedan acogerse a dichas ayudas, para con ello facilitar y promover el acceso a suministro de agua para la ganadería, ante las «excepcionales circunstancias» del año hidrológico en la región.
«Modificamos el decreto conscientes de la situación dramática que vive el campo con la sequía, para permitir que las explotaciones ganaderas puedan acogerse a estas ayudas que contempla ese decreto mediante planes de mejora para la realización de inversiones destinadas a la mejora de abastecimiento de agua, como pueden ser por ejemplo pozos, charcas o bebederos», señaló la portavoz de la Junta, Isabel Gil Rosiña.
Al mismo tiempo, insistió en que la Junta adopta esta medida también «frente a la inacción» del Gobierno de España en esta materia, y para ofrecer «una solución que haga frente a la situación de dificultad de sequía que vive el campo en Extremadura en estos momentos».
Al respecto, Gil Rosiña recordó que el decreto en cuestión contempla medidas de apoyo al mantenimiento de la actividad agraria, a la mejora de la competitividad y a viabilidad de las empresas agrarias y, en definitiva, a la fijación de la población en las zonas rurales y al mantenimiento del medio rural.
Así, mediante la modificación aprobada ayer se permite que las explotaciones ganaderas puedan acogerse a las ayudas contempladas en el Decreto 138/2017 mediante planes de mejora que contemplen la realización de inversiones destinadas a la mejora de abastecimiento de agua, exigiendo para este caso concreto que la inversión mínima sea de 3.000 euros frente a los 12.000 euros que se exigen con carácter general.
De esta forma se pretende facilitar y promover el acceso a suministro de agua para la ganadería ante las circunstancias «excepcionales» del año hidrológico en la región. «Estamos en octubre y parece que estamos todavía en mitad del verano», señaló la portavoz de la Junta.
Compartir: