«Los agricultores no pueden depender siempre de si les damos ayudas o no»
Votación: Voto1 Voto2 Voto3 Voto4 Voto5  |  Resultados: voto_okvoto_okvoto_okvoto_okvoto_ok00

En: abc.es, Digital - 05/06/2017
Licenciada en Geografía e Historia, Ángeles Vázquez (Melide, 1972) abandonó la alcaldía del concello pontevedrés que la vio nacer para asumir en 2015 el departamento de Medio Rural en pleno apogeo de las protestas del sector lácteo. Ahora, con el precio de la leche por encima de los 30 céntimos por primera vez en años, gestiona otras problemáticas como los incendios, la plaga de la patata o los recientes daños que han causado a los viticultores gallegos las heladas y las lluvias del mes de abril.
-¿Qué mecanismos ha puesto en marcha la Xunta para paliar las pérdidas de los viticultores tras las heladas
-En cuanto se registraron las heladas nos pusimos a trabajar, primero evaluando los daños y después sacando una línea de ayudas. En primer lugar ayudas que podamos sostener en el tiempo para aquellos lugares en donde haya que hacer una replantación, y por otra parte financiación dirigida a viticultores y adegueros. A partir de ahí dependíamos del tiempo y los técnicos de la Consellería aconsejaban ir viendo la evolución a lo largo de varios días. El agua de las últimas semanas ha sido positiva y vemos que en ciertas zonas que fueron dañadas al 100% está saliendo no solo la hoja sino pequeños brotes. Eso significa que en Galicia va a haber vino, aunque puede que menos cantidad.
-En las últimas semanas ha apelado a la importancia de que los viticultores contraten seguros... ¿Las ayudas solo irán dirigidas para aquellos con pólizas en vigor?
-En Galicia sacamos una línea de financiación que va dirigida tanto a los que tenían como a los que no tenían seguro, si bien es cierto que el Ministerio opta por una línea dirigida solo a aquellos que tienen seguro. No obstante, cualquier agricultor o cualquier ganadero debe saber que su futuro pasa sin duda alguna por los seguros, ya que además son de los pocos sectores en donde se cofinancian y somos capaces de llegar al 50%. Por parte de la consellería emplazamos a los tomadores de seguro, que son algunas Denominaciones de Origen, pero también las organizaciones agrarias a hacer un trabajo bueno, consecuente y a hacer un planteamiento de futuro donde el agricultor o el ganadero no pueden estar siempre pendientes de si les podemos quitar o no ciertas ayudas, porque no solo dependemos de lo que pueda hacer la Comunidad Autónoma, sino que muchos fondos están cofinanciados por la Unión Europea y tenemos que seguir ciertas directrices.
-¿Cómo recibió las críticas de los sindicatos agrarios tras sus declaraciones de que «aquello que es asegurable no es subvencionable»?
-A mí no me gusta engañar y como no me gusta engañar desde el primer día dije hasta donde éramos capaces de llegar. En el sector ganadero hoy por hoy el 99% sabe que tiene que asegurarse, en gran parte por la problemática de las vacas locas, y ahora toca seguir impulsando los seguros en otros campos. Ahora que sabemos que las heladas pueden venir sea la época del año que sea tenemos que profesionalizarnos más y la Consellería adquiere el compromiso de ir a más en la cofinanciación.
-Estas organizaciones defienden que esos seguros están pensados para otras Comunidades con grandes latifundios....
-Nos llama la atención que desde las organizaciones agrarias hasta ahora nunca pusieron encima de la mesa lo que había que cambiar. A raíz de las heladas se creó un equipo de trabajo donde están representados todos los sectores implicados, les pedimos que hiciera sus aportaciones y ahora sí que llegaron ese tipo de demandas a la consellería y se derivarán al Ministerio. Ministerio que además adquirió el compromiso de realizar un estudio y adaptar las pólizas a las necesidades de Galicia. Pero hasta ahora ni la Consellería ni el Ministerio había recibido ninguna aportación en este sentido.
-Los incendios arrasaron más de 2.500 hectáreas abril y según la Xunta 3 de cada 4 fuegos fueron provocados ¿Aumenta la actividad incendiaria?
-En absoluto. Las medias que tenemos indican que los incendios van a menos y el número de hectáreas también. Venimos del verano del año pasado con temperaturas extremas, estamos en prealerta por sequía desde hace meses un aún así el operativo funcionó muy bien. Entre las zonas que ardieron en abril las dos terceras partes fueron zonas rasas y muy poco arbolado. Se están analizando las causas pero en la gran mayoría está la mano del hombre, que es lo que tenemos que perseguir. Además, le pido a la gente que no abandone sus terrenos. Si alguien tiene un terreno y no puede trabajarlo tiene la opción de alquilarlo o pasárselo al Banco de Terras para que lo alquilemos nosotros, pero nunca abandonarlo.
-Dos años después de aquel verano de movilizaciones... ¿Cómo se encuentra el sector lácteo en la Comunidad?
-Los años 2016 y 2017 son históricos en el sector por varios motivos, principalmente porque hay una reorganización que en Galicia está avalada por el relevo generacional. En los últimos años más de 1.300 jóvenes optaron por incorporarse al rural, sobre todo dedicándose al ámbito lácteo. Además las explotaciones cada vez tienen más dimensión y hay más fusiones de explotaciones. Galicia sigue abanderando con un 55% de los ganaderos el ámbito lácteo y con un 40% de producción y le auguro un mejor futuro al ámbito lácteo independientemente de que estemos en un momento de estabilidad de precios.
-¿Cómo puede compaginar la Xunta su intención de frenar las plantaciones de eucalipto con las demandas del sector de la madera?
-El eucalipto no es una guerra de unos contra otros. Hay que llegar a un consenso y ese consenso se llama Galicia. El ámbito forestal cuenta con 70.000 puestos de trabajo, pero hay algo que se llama biodiversidad, por lo que no puede haber un monocultivo. Tenemos que ampliar el número de zonas de frondosas al mismo tiempo que sabemos que tenemos ir hacia una madera de mejor calidad. Se trata de organizar y regularizar por el bien de todos.
TemasVinoIncendios forestalesGalicia
Compartir: