Sánchez Haro anima a las cooperativas agroalimentarias a crecer en tamaño e incorporar mujeres a sus órganos rectores
Votación: Voto1 Voto2 Voto3 Voto4 Voto5  |  Resultados: voto_okvoto_okvoto_okvoto_okvoto_ok00

En: eleconomista.es, Digital - 26/01/2018
Cooperativas Agro-alimentrias piden una posición firme en la negociación de la PAC post-2020
SEVILLA, 25 (EUROPA PRESS)
El consejero de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Rodrigo Sánchez Haro, ha destacado este jueves el importante papel de la economía social en el sector agrario andaluz y ha animado a las Cooperativas Agro-alimentarias a crecer en tamaño e incorporar mujeres a sus órganos rectores.
Así lo ha señalado en una reunión con el consejo rector de Cooperativas Agro-alimentarias para abordar temas de interés para el sector, entre otros, el decreto de Entidades Asociativas Prioritarias Agroalimentarias de Andalucía, el relevo generacional, necesidades hídricas, la evolución del Programa de Desarrollo Rural (PDR) y la incorporación de mujeres y jóvenes a los puestos de decisión.
Durante el encuentro, Haro ha destacado el importante papel de la economía social en el sector agrario andaluz. "Se trata de entidades fundamentales, y para potenciar aún más su protagonismo reiteramos nuestro llamamiento a que ganen en dimensión para así mejorar su comercialización", ha subrayado.
Para el consejero, es prioritario que las cooperativas trabajen para aumentar su dimensión con el objetivo de reforzar su posición de negociación y exportación e incrementar su competitividad, valor añadido y capacidad de inversión en innovación. En este sentido, les ha alentado a que apuesten por su reconocimiento como Entidades Asociativas Prioritarias Agroalimentarias de Andalucía para tener preferencia en la concesión de ayudas y les ha anunciado que la Consejería está elaborando una guía para facilitarles los trámites para este proceso.
En la reunión se han abordado también las demandas hídricas que tiene actualmente Andalucía para satisfacer las necesidades de los agricultores. "Tenemos obras de interés general del Estado pendientes en nuestra comunidad que vendrían a paliar de forma importante ese déficit hídrico", ha apuntado.
Asimismo, Rodrigo Sánchez Haro ha insistido en uno de los compromisos principales del Gobierno andaluz: "visualizar el importante papel que juegan las mujeres y los jóvenes en el sector". Según el titular de Agricultura, "tienen cada día una mayor presencia en el campo y el mar andaluz, por lo que el objetivo ahora debe ser que estén presentes en la toma de decisiones, incorporándose a los órganos rectores". Según un estudio de ámbito nacional, las mujeres asociadas en las cooperativas suponen un 25,45 por ciento, de las que asisten a las asambleas el 13,9 por ciento, y sólo forma parte de los Consejos Rectores un 3,5 por ciento.
En cuanto a la incorporación de jóvenes a la actividad agraria, para lo que la Consejería ha puesto ya a disposición 155 millones de euros, el consejero ha subrayado que es una "cuestión de especial importancia, ya que sin jóvenes nuestra agricultura y ganadería no pueden seguir avanzando".
PLAN HIDROLÓGICO REGIONAL
En una nota, Cooperativas Agro-alimentarias ha señalado su petición por contar con plan hidrológico regional, que distribuya los recursos, resuelva problemáticas endémicas y busque fórmulas para garantizar el agua, vía infraestructuras, desaladoras o depuradoras, no sólo para la Andalucía de regadío sino también para la de secano.
Asimismo, ha subrayado la necesidad de mantener una posición firme en la negociación de la PAC post-2020, cuya primera comunicación ha sido plenamente rechazada por Cooperativas Agro-alimentarias de Andalucía por la renacionalización, la cofinanciación y el recorte sustancial de las ayudas que contempla.
A este respecto, se ha incidido en que es preciso, ahora más que nunca, lograr que recoja mecanismos de regulación de mercado y gestión de crisis, sobre todo teniendo en cuenta la coyuntura internacional, con el veto ruso, el Brexit y el proteccionismo de Trump, asuntos con importantes repercusiones en el sector agroalimentario regional y nacional.
Sin abandonar las políticas estadounidenses, se ha alertado de la amenaza no sólo a las exportaciones sino a todo el sistema de la PAC que suponen los nuevos aranceles impuestos a la aceituna de mesa negra española, los cuales, todavía provisionales, sitúan el gravamen en un 21,6 por ciento de media, lo que pone en jaque la continuidad de ese mercado para el producto y hace prever próximas restricciones. Ante ello, Cooperativas Agro-alimentarias de Andalucía ha urgido a la Consejería de Agricultura ejercer todo su peso político para revertir la situación, a través de una acción enérgica por parte del Ministerio de Agricultura y la Comisión Europea.
En cuanto a los distintos sectores, la federación ha instado a trabajar para lograr la autorregulación del sector productor de aceite de oliva, a fin de acomodar la oferta a la demanda, entre campañas, medida recogida en los artículos 209 y 210 del Reglamento 1308/2013 de la Organización Común de Mercados (OCM).
Por otra parte, se ha insistido en agilizar y mejorar la implementación de los Programas Operativos (PO) en frutas y hortalizas, así como en simplificar los procedimientos y ampliar la dotación presupuestaria, acciones que se traducirían en la participación de un mayor número de empresas y la captación de más fondos para el sector.
En el ámbito ganadero, se ha trasladado la necesidad de defender el ecosistema de la dehesa, investigar sobre la seca de la encina y reducir la carga burocrática de los productores.
Al margen de estas cuestiones, se ha solicitado destinar ayudas a la calidad del trigo duro y blando, recuperar el apoyo económico de carácter autonómico y nacional a los frutos secos, impulsar y promover el sector vitivinícola andaluz y poner en marcha un plan estratégico para el sector de flor cortada abocado actualmente a la desaparición.
Por parte de la Administración regional, han asistido, además del consejero Rodrigo Sánchez Haro; el viceconsejero, Ricardo Domínguez García-Baquero; el secretario general de Agricultura y Alimentación, Rafael Peral Sorroche; la secretaria general de Fondos Europeos Agrarios, Concepción Cobo González; y el delegado de Agricultura en Sevilla, Segundo Benítez Fernández.
Representando a la federación, han participado junto al presidente Juan Rafael Leal Rubio (Covap); el vicepresidente, Cristóbal Gallego Martínez (Jaencoop); el secretario, Francisco J. Bernal Muñoz (Productores del Campo); y los vocales Manuel Luis Aragón Lozano (Agropecuaria del Sur), Higinio Castellano García (Santa Eulalia), Manuel Galdeano Moreno (Murgiverde), Juan Antonio González Real (Vicasol), Agustín González Sánchez (Ovipor), Antonio Luque Luque (Dcoop), Alejandro Oliver López (San Sebastián), Rafael Sánchez de Puerta Díaz (Jesús Nazareno), Fulgencio Torres Moral (El Grupo), José Antonio Vega Morales (San Dionisio) y Jaime Martínez-Conradi Álamo, director de Cooperativas Agro-alimentarias de Andalucía.
DATOS DEL SECTOR
En Andalucía, hay unas 700 cooperativas y otras entidades asociativas agroalimentarias, que suponen el 21,8 por ciento del total de España y el 34 por ciento de la facturación. Con cerca de 300.000 socios, concentran el 50 por ciento de la producción agraria y 40.000 empleos directos, a los que se suman los eventuales y los generados por las empresas auxiliares. Actualmente, Dcoop, Covap y Agro Sevilla Aceitunas se encuentran entre las diez principales a nivel nacional por volumen de negocio.
Cooperativas Agro-alimentarias, presidida por Juan Rafael Leal Rubio, cuenta con más de 650 cooperativas asociadas, casi 300.000 socios y una facturación de más de 7.500 millones de euros.
Compartir: