UPA-COAG cree que los datos de renta agraria dados no responden a la realidad
Votación: Voto1 Voto2 Voto3 Voto4 Voto5  |  Resultados: voto_okvoto_okvoto_okvoto_okvoto_ok00

En: abc.es, Digital - 11/04/2017
La organización agraria Alianza UPA-COAG ha desconfiado hoy de los datos de renta agraria aportados por la Junta de Castilla y León el pasado jueves, ya que en su opinión no reflejan la realidad vivida por los agricultores y ganaderos durante el último año.
En un comunicado, esta organización ha considerado que las cifras aportadas por la Consejería "enmascaran realidades" como que en 2011 el valor de la renta agraria en Castilla y León era 200 millones de euros superior a la actual, o que los ingresos vía precios en el año 2016 fueron 850 millones inferiores a los del 2015 "a pesar de la gran cosecha de cereal que hubo".
La renta agraria en nuestra comunidad autónoma el último año alcanzó los 2.340 millones de euros, según datos oficiales del Gobierno autonómico, los mismos que apuntan que en el año 2010 fueron 2.499 millones de euros (159 millones de euros más que en 2016) y que en el año 2011 fueron 2.532 millones de euros (192 millones de euros más que en 2016).
Esta organización ha puntualizado que los datos de 2016 son un ocho por ciento inferiores a la renta agraria de hace cinco años, con la consiguiente pérdida de poder adquisitivo que ha habido en el último lustro.
Por esta razón la Alianza UPA-COAG ha criticado la "satisfacción exultante" de la consejera de Agricultura y Ganadería, Milagros Marcos, al presentar los datos, ya que la consideran conocedora de "la situación que sufren actualmente las explotaciones familiares agrarias de esta región, con precios que en muchos casos ni siquiera cubren los costes de producción".
Del mismo modo, recuerdan que "la situación no debe ser nada boyante en el sector agrario regional cuando desde el año 2011 se han perdido 1.800 agricultores y ganaderos dados de alta en la Seguridad Social".
"Las cuentas no salen y por este motivo cada vez son menos los activos profesionales en el sector y más profundo el despoblamiento que sufre el medio rural de Castilla y León", ha concluido la Alianza, que ha apelado al sentido de la responsabilidad para no presentar como cifras "muy positivas" aquellas que "enmascaran otra realidad" que resulta "más cruda y real".
Compartir: